Memoria, Poder, Futuro

Por Fabricio Quemé

La memoria histórica es una parte fundamental en el desarrollo de toda sociedad, es imposible ignorarla y pretender forjar un futuro sin esta. Luchar por enmendar los errores del pasado es uno de los deberes de cada individuo, esto permitirá construir una nueva realidad, una inclusiva y consciente.

El grupo de teatro, La Rueda, presentó la obra Memoria-Poder-Futuro, a un año de haberse estrenado. La función fue realizada en el Centro Cultural “La Casa” el sábado 16 de julio del presente año. La obra explora asuntos de importancia social para Guatemala, temas que suelen ser ignorados por la apatía de los ciudadanos pero que se agravan con el tiempo.

Memoria-Poder-Futuro busca incomodar al reflejar el entorno violento del país, la desigualdad, la exclusión y los prejuicios; pero también intenta hacer reflexionar sobre otras posibilidades que surgen al plantar semillas del cambio, por lo tanto la propuesta se enfoca en la crítica que busca el dialogo y las soluciones.

La obra contó con las actuaciones de Luis Melgar, Xoshil Martínez y Lu Reyes bajo la dirección de Ana Lucía Ponciano, basándose en los textos de Fernando Ranjifo. Las interpretaciones e iniciativa teatral, reflejan el compromiso de las generaciones más jóvenes para lograr cambios drásticos en el sistema dominante. El grupo La Rueda demuestra su potencial para posicionarse como una propuesta escénica que logre concientizar a través de sus obras alternativas.

Publicado en La Hora

 

Memoria-Poder-Futuro

La memoria histórica es una parte fundamental en el desarrollo de toda sociedad, es imposible ignorarla y pretender forjar un futuro sin esta. Luchar por enmendar los errores del pasado es uno de los deberes de cada individuo, esto permitirá construir una nueva realidad, una inclusiva y consciente.

El grupo de teatro, La Rueda, presentó la obra Memoria-Poder-Futuro, a un año de haberse estrenado. La función fue realizada en el Centro Cultural “La Casa” el pasado 16 de julio del presente año. La obra explora asuntos de importancia social para Guatemala, temas que suelen ser ignorados por la apatía de los ciudadanos pero que se agravan con el tiempo.

Memoria-Poder-Futuro busca incomodar al reflejar el entorno violento del país, la desigualdad, la exclusión y los prejuicios; pero también intenta hacer reflexionar sobre otras posibilidades que surgen al plantar semillas del cambio, por lo tanto la propuesta se enfoca en la crítica que busca el dialogo y las soluciones.

La obra contó con las actuaciones de Luis Melgar, Xoshil Martínez y Lu Reyes bajo la dirección de Ana Lucía Ponciano, basándose en los textos de Fernando Ranjifo. Las interpretaciones e iniciativa teatral, reflejan el compromiso de las generaciones más jóvenes para lograr cambios drásticos en el sistema dominante. El grupo La Rueda demuestra su potencial para posicionarse como una propuesta escénica que logre concientizar a través de sus obras alternativas.

Publicado en GT Cultura
También podría gustarte