Acción en la universidad

Este mes, la Sala Manuel Galich de la Universidad Popular (UP) se llena de acción con teatro hecho en casa. Los jueves, viernes, sábados y domingos, integrantes de su compañía y estudiantes de sus distintos cursos y diplomados se reparten para llevar a escena las piezas: El juego que todos jugamos, El Rabinal Achí y Don quijote y sus amigos. A continuación, descubra más detalles de estos espectáculos.

El juego que todos jugamos

Los estudiantes del Curso libre de teatro, de la jornada nocturna, de la UP, se apuntan a El juego que todos jugamos, una pieza original de Alejandro Jodorowski. En cada escena, esta propuesta motivacional busca divertir y, a la vez, fortalecer el autoestima del espectador. Por ello, la misión de los personajes será rescatar los valores del ser humano con el planteamiento de problemas y soluciones.

Ingrid Mejía, coordinadora cultural de la institución, indica que la planificación de este montaje se inició en febrero: “Todos los participantes están muy entusiasmados. En su mayoría son adultos que no disponen de mucho tiempo, pero a los que les gusta el teatro”. Acompáñeles los jueves, a las 19:30. La admisión es de Q50.

El Rabinal Achí

La compañía de teatro de la UP y los estudiantes del Diplomado en Arte Dramático unen talentos en El Rabinal Achí. Bajo la dirección escénica de Miguel Cuevas y la coreográfica de Amadeo Alvizures, este montaje es una adaptación del texto declarado Obra Maestra de la Tradición Oral e Intangible de la Humanidad, por la Unesco, en 2005.

La trama se centra en la forma en que el príncipe K’iché Achí es capturado y llevado a juicio por intentar secuestrar a niños de Rabinaleb’, y además destruir cuatro poblaciones. Serán los guerreros Jaguar y Águilas quienes dicten la sentencia antes de una ceremonia tradicional. Véalos todos los viernes y sábados a las 19:30. Costo Q60.

Don quijote y sus amigos

Este espectáculo infantil está basado en Don Quijote de la Mancha, la novela de Miguel de Cervantes, y  es interpretado por los estudiantes del Curso libre de teatro, del plan sabatino, de la UP. En esta adaptación, Don Alonso de Quijano, un hombre de edad avanzada, se perderá en la lectura hasta alcanzar un mundo imaginario, en el que enfrentará gigantes, conocerá doncellas

y se nombrará como un valiente caballero.

“Adaptar un clásico universal estimula mucho a los jóvenes actores, que rondan entre los 14 y 17 años”, expresa Mejía. Agrega que el montaje cuenta con una escenografía colorida, coreografías y elementos como los zancos, para representar los molinos. Las funciones son los domingos a las 11:00. La admisión es Q40.

DCA

También podría gustarte