Cuba: Gibara o el Festival de Cine Pobre

Todas las artes en el Festival de Gibara

Con el eslogan “Un mar de artes” vuelve a la Villa Blanca de los Cangrejos el Festival Internacional de Cine de Gibara. El pequeño poblado costero de la provincia de Holguín celebra su edición XV entre el 7 y el 13 de julio.

Aunque en el año 2017 cambió su nombre con el propósito de establecer un diálogo más amplio y plural entre todas las zonas fílmicas posibles del mundo, el festival mantiene los mismos presupuestos estéticos que se planteó su fundador, el cineasta Humberto Solás (La Habana, 1941-2008).

En su honor, el actor Jorge Perugorría, actual presidente de la cita, instituyó en 2017 el “Premio Humberto Solás al cine en construcción” para reconocer a valiosos proyectos en ciernes que respondan a un cine pobre y comprometido, pero con un elevado nivel artístico.

El premio que otorga Tropix, consiste en 10 000 CUC y la postproducción del filme seleccionado, anunció en un encuentro con la prensa el actor del largometraje cubano Amor vertical, de Arturo Sotto.

Según explicó el promotor cultural Renecito de la Cruz, la cita abrirá sus puertas con la actuación del grupo Teatro de las Estaciones de Matanzas y la puesta en escena de Una niña con alas, en el parque frente al cine Giba donde el actor Rubén Darío Salazar recibirá un reconocimiento por el aniversario 25 del grupo que lidera. La agrupación también presentará la obra de su repertorio La niña que riega la albahaca y el príncipe preguntón.

La cantante Rochy Ameneiros lanzará su fonograma Cancioncita para ti, que estuvo nominado en la categoría de Música para niños en Cubadisco 2019. Además, estarán presentes los actores Tahimí Alvariño, Bárbaro Marín, Jacqueline Arenal, Néstor Jiménez, María Isabel Díaz y Laura de la Uz.

Susana Pous llegará con Mi compañía para mostrar un fragmento de la coreografía El edén; Carlos Celdrán pondrá a consideración de los gibareños su multipremiada obra Diez Millones y el grupo Trébol Teatro estrenará la pieza Hembra, de la autoría de Yunior García.

Como en toda fiesta de 15 habrá mucha música en este Festival de Gibara que se destaca por su carácter multicultural y su espíritu interactivo, con énfasis en el uso de tecnologías de punta.

Todas las noches se realizarán dos conciertos principales, a cargo de músicos como José María Vitier, Kelvis Ochoa y David Torrens. Se han previsto espacios para DJs, con Pauza (Paula Fernández y Zahira Sánchez), e Iván Lejardi, así como descargas de jazz con Jorge Reyes, Michel Herrera y Eduardo Sandoval, y una noche española con el músico Juan Perro. Igualmente, regalarán al público sus actuaciones Pancho Céspedes, el grupo Cimafunk, Qva Libre, Habana Abierta, Eliades Ochoa, Nube Roja y Cucú Diamante.

El Festival se suma a los festejos por el aniversario 60 del Instituto Cubano del Arte e Industria Cinematográficos (Icaic) y un homenaje a la cineasta francesa Agnès Varda (Bruselas, 30 de mayo de 1928-París, 29 de marzo de 2019). Entre los clásicos restaurados se exhibirá Fresa y Chocolate.

Por otra parte, se hará una proyección especial de la cinta argentina Tango Feroz y Osvaldo Monte, el compositor de su banda sonora, ofrecerá un concierto junto al grupo holguinero Codanza.

No faltarán muestras audiovisuales de altísimo nivel, marcadas por la diversidad genérica y temática. En tanto, 24 países concursarán con sus obras y asistirán 96 cineastas, señaló Sergio Benvenuto, asesor de la cita y uno de sus fundadores.

La imagen del festival estará a cargo del artista de la plástica Reynerio Tamayo, mientras que 17 instalaciones plásticas inundarán la Villa Blanca junto a muchos dibujos, pinturas, fotografías y una selección de 24 videoartes, con curaduría del Premio Nacional de Artes Plásticas René Francisco.

Como destacó Perugorría, el Festival Internacional de Cine de Gibara es un evento joven y vigoroso que no sería posible sin el apoyo del sector no estatal cubano. A pesar de las limitaciones reales que están enfrentando sus negocios, producto del recrudecimiento del bloqueo económico impuesto por el gobierno de los Estados Unidos a Cuba, un grupo de hombres y mujeres cuentapropistas continúan apostando por el desarrollo de la cultura cubana y aportando parte de sus ganancias para financiar la cita holguinera.

Resultado directo del premio «Humberto Solás», Antes que llegue el ferry, película cubana que compite en esta edición de ficgibara2019.

Cubahora


JORGE PERUGORRÍA: “GIBARA ES CADA VEZ MÁS UN FESTIVAL MULTICULTURAL”

Durante la conferencia de prensa de la edición 15 de FIC Gibara, sucedida en los predios del Bar Espacios, el presidente del Festival Jorge Perugorría, enfatizó en el cada vez más pronunciado carácter multicultural que ha ido ganando el certamen, que este particular año de aniversario cerrado ofrecerá del 7 al 13 de julio venidero un amplio e intenso programa fílmico, musical, escénico y de artes visuales. De ahí el slogan oficial, que define al Festival como “un mar de artes”.

La impronta de 26 naciones en la programación fílmica oficial y colateral, entre las que destacan Cuba, España, Argentina, Alemania, Colombia, China, Kenia, Holanda, Irán y Rusia, le confiere una esencia internacional, que también fue reconocida por Perugorría como uno de los grandes propósitos soñados siempre para el evento. Este año la diversidad de naciones resulta afortunadamente mayor, según acotó Sergio Benvenuto, fundador del Festival y actual programador y asesor del Presidente, con selecciones “de muy alto nivel. El Festival está completamente satisfecho de esto”.

Jorge Perugorría: FIC Gibara es cada vez más un festival multicultural. Foto: Andy García

59 películas y quince guiones optan por los respectivos premios Lucía en los apartados de Largometraje y Cortometraje de Ficción, Largometraje y Cortometraje documental, Cortometraje Animado, Cine en Construcción y Guion inédito. Con las muestras paralelas, institucionales, presentaciones especiales y homenajes se extiende hasta 95, el total de propuestas audiovisuales que los públicos podrán apreciar durante esa semana en las pantallas de Gibara.

Respecto a las condiciones de recepción de todas estas obras, Benvenuto subrayó que “el Festival ha trabajado para lograr que las tres salas oficiales de proyección tengan una tecnología de punta, con un salto realmente cualitativo respecto al año pasado. Ha sido un gran esfuerzo en el que ha estado inmerso, por supuesto, el ICAIC. Estamos muy contentos de que va llegar a Gibara un producto que se va a ver y a oír con mucha calidad”.

A la par de este programa, el apartado musical mantiene su calibre de precedentes ediciones con la presencia de habituales y nuevos invitados, como el icónico proyecto Habana Abierta, que ofrecerá el primero de varios conciertos en Cuba a partir de una nueva reunificación, así como José María Vitier,  Isaac Delgado, Cucu Diamantes, Nube Roja, Cimafunk, Eliades Ochoa, Zeus, Telmary, Qva Libre, Pancho Céspedes, David Torrens, Kelvis Ochoa,Toques del Río, y los españoles Santiago Auserón (Juan Perro), Nøgen, Fermín Muguruza (quien presenta además una cinta de animación), Matah y Chalart´58.

Las artes visuales encarnarán en más de 15 exposiciones personales y colectivas, que registran nombres como Cirenaica Moreira, Wilfredo Prieto, Reinerio Tamayo, Carlos Garaicoa, Adonis Flores, entre otros. Particular interés guarda la muestra continua y nutrida, titulada “La pobreza irradiante, 24 horas de videoart contemporáneo”, que bajo la curaduría del artista y profesor René Francisco podrá ser apreciada sin interrupción.

Parte del Comité organizador del Festival. Foto: Andy García

Perugorría, subrayó la esencia colaborativa y solidaria del Festival, apoyado indistinta y definitoriamente por empresas e instituciones como el Ministerio de Cultura y al ICAIC, que “en momentos tan difíciles como este que está atravesando nuestro país han apostado por seguir apoyando al Festival, cosa que me parece importante. Porque normalmente, en todos los países, cada vez que hay una crisis lo primero que se afecta es la cultura. Y que este país en medio de todos sus problemas, todavía siga apostado por apoyar la cultura como a la educación y a la salud, me parece algo admirable”. Además, resaltó el rol decisivo del “sector privado, cuentapropista que está apoyando al Festival, como lo vienen haciendo hace varios años. Quiero enfatizarlo porque nunca como antes hemos estado en una situación tan crítica de bloqueo hacia Cuba, que desde mi punto de vista es criminal, porque no solamente afecta al gobierno cubano, sino al sector privado de la sociedad civil, y sobre todo afecta a la esperanza de los jóvenes”.

FICGibara


Programa-FIC-GIBARA-2019

También podría gustarte