NuestrAmérica: Avanzar con la democratización mediática

907

En los días 22 y 23 de julio se desarrolló en Quito, Ecuador, el Congreso Internacional “Comunicación e Integración Latinoamericana desde y para el Sur”, organizado por el Centro Internacional de Estudios Superiores de Comunicación para América Latina (Ciespal), en el marco del décimo aniversario del canal multiestatal teleSUR.

La actividad reunió a periodistas, docentes, investigadores y profesionales de la información y comunicación en América Latina, con el objetivo de brindar un espacio de conocimiento, debate, reflexión y participación en torno a un tema en común: la comunicación como eje central en la integración de los pueblos latinoamericanos.

El evento contará con conferencias magistrales de expertos internacionales y paneles sobre distintos temas, además de mesas de trabajo conformadas por los participantes inscriptos.

La actividad fue inaugurada por la periodista y presidenta de teleSUR, Patricia Villegas, el director de Ciespal, Francisco Sierra Caballero, además de una presentación magistral del reconocido periodista español, Ignacio Ramonet.

Al finalizar el Congreso los participantes emitieron la «Declaración Foro de Comunicación para la Integración de Nuestramérica»

Defender los procesos de integración, avanzar con la democratización mediática

El 20 y 21 de julio tuvo lugar en Quito una reunión de coordinación del Foro de Comunicación para la Integración de NuestrAmérica, espacio de convergencia de redes de comunicación y movimientos sociales de América Latina y el Caribe, comprometidos con el avance de la integración de los pueblos de la región.   Al cierre de la reunión emitió la siguiente Declaración.
En medio del embate de factores externos e internos para detener los procesos de unidad regional, el Foro de Comunicación para la Integración de NuestrAmérica, reafirma su compromiso y decisión de avanzar en la integración de los pueblos.
Asimismo, saluda y celebra la incorporación de nuevos movimientos y medios, en este trabajo conjunto para la construcción de la identidad Latinoamericano Caribeña.
Si en noviembre de 2013, fue importante que un grupo de organizaciones y movimientos sociales, redes, medios comunitarios, alternativos y populares decidiéramos crear una alianza estratégica, hoy la historia más reciente de nuestra región demuestra que aquel paso toma ahora ascendencia y urgencia, ante la renovada pretensión de los poderes fácticos, entre ellos los monopolios mediáticos, de revertir procesos democráticos y legítimos en varios países de América Latina y el Caribe.
Es necesario afianzar mecanismos de interrelación con diferentes actores del proceso de unidad regional, incluidos gobiernos y organismos de integración-, estimulando la multiplicación de foros de participación popular.
La construcción de la integración requiere de la participación desde abajo de los actores sociales, culturales, políticos y económicos, siendo para nosotros fundamental las expresiones de la economía popular, la agricultura campesina y familiar, de las trabajadoras y los trabajadores, de las juventudes, pueblos originarios y demás expresiones organizadas de los pueblos.
Reiteramos la necesaria aprobación e implementación de normas que reconozcan a la comunicación como un derecho y garanticen su democratización con igualdad de condiciones y oportunidades para los sectores público – estatal, privado – comercial y comunitario – sin fines de lucro. Reafirmamos la pertinencia de que estos temas integren la agenda de todos y cada uno de los mecanismos de integración regional.
Conscientes de que solo la integración de nuestros pueblos garantiza la soberanía alimentaria, política, tecnológica, cultural, del conocimiento, territorial, económica y productiva, nuestro desafío es convertir al Foro de Comunicación para la Integración de NuestrAmérica en su referente comunicacional.
Es por ello que para el Foro, es fundamental:
•    Acompañar, promover y difundir como componente central de nuestra agenda informativa, los procesos de integración, colaboración, complementación, incidencia política y movilización de los actores y actoras populares de la región.
•    Asumir con un plan concreto y bajo la consigna de Democratizar la comunicación, la decisión de convertirnos en actores, actoras, promotores y promotoras de todos los procesos de integración en la defensa de la independencia de la patria grande (CELAC, UNASUR, ALBA, CAN, CARICOM, SICA, MERCOSUR).
•    Apoyar la propuesta en UNASUR de avanzar en la consolidación del Anillo Óptico Suramericano, así como la creación y adecuación de normativas y políticas públicas orientadas a garantizar la ciberseguridad y ciberderechos, como también a democratizar el acceso y apropiación social de internet como espacio para la formación de corrientes de opinión y pensamiento crítico.
•    Continuar la acción en la disputa de la gobernanza de internet, tejiendo alianzas para impedir que el sector corporativo la convierta en factor de dominación, sumándonos a la convocatoria del Foro Social de Internet. Participar activamente en el Foro de Gobierno de Internet en Brasil.
•    Posicionar propuestas en coyunturas concretas ante las tensiones, ataques, avances y conquistas de los procesos de integración regional, en la perspectiva de incidir en la opinión pública y las subjetividades de nuestras ciudadanías.
•    Mantener permanentemente en nuestra agenda los temas sobre Nuestra América zona de paz, la denuncia permanente de los intentos de desestabilización de los gobiernos populares en la región, del persistente bloqueo a Cuba, de la firma de los tratados de libre comercio, la criminalización de los movimientos sociales, el apoyo a la revolución bolivariana y el proceso de paz en Colombia, la campaña por el retiro de tropas de la Minustah de Haití, la agenda de género en la región.
•    Avanzar en la formación de los comunicadores y comunicadoras de nuestra región poniendo en el centro del debate el tema de integración, con el desarrollo de diversas herramientas tales como seminarios, videoconferencias, talleres, cursos, debates públicos, a lo cual invitamos e instamos a sumarse a nuestras universidades, centros de estudio y gobiernos.
Quito, a 21 de julio de 2015

 

También podría gustarte