Imaginando a Verne

Iván Rodrigo ve el futuro en el pasado literario

Para el académico Iván Rodrigo Mendizábal, la ciencia ficción no es un género literario más en el que solo se abordan historias fantásticas.

Es el terreno en donde sus creadores, a través de su imaginación, podrían perfilar el futuro de sus países aunque se basen en utopías.

Con esa visión realizó una compilación de relatos de la ciencia ficción ecuatoriana del siglo XIX, denominada Imaginando a Verne.

Se tituló así por la marcada influencia del célebre escritor francés en el mundo. Ecuador no estuvo exento a eso, por lo que autores locales se atrevieron a desarrollar una literatura prospectiva.

“Todo comenzó por un artículo para la Enciclopedia Mundial de Ciencia Ficción, en donde investigo sobre la literatura de este género en el Ecuador”, contó. Rodrigo Mendizábal al iniciar su investigación se encontró con una serie de relatos locales de ciencia ficción, y con Julio Verne como máximo referente.

Por ejemplo, la novela La receta (1893), escrita por Francisco Campos Coello, quien realiza una descripción de Guayaquil del año 2000, que era prácticamente un “viaje al futuro de 100 años”. Es un relato optimista, pues se visualiza a una ciudad llena de progreso, por lo que califica como “la primera novela de anticipación científica del Ecuador”.

También encontró a Guayaquil, Novela Fantástica (1901), de Manuel Gallegos, con un discurso optimista sobre la ciudad con “una metáfora del liberalismo”.

Luego de estos hallazgos es que Rodrigo Mendizábal decide compilar a los autores de la proto-ciencia de la ficción ecuatoriana, y los presentó en la publicación Imaginando a Verne (2018)

Publicación

El texto incluye a seis escritores, que pueden ser considerados clásicos ecuatorianos de la ciencia ficción. Entre ellos Francisco Campos Coello con los cuentos “Viaje alrededor del mundo en 24 horas”, “Estudios astronómicos”, “La semana de los tres jueves, y El mar”.

Campos Coello, además de escritor, era un político que llegó a ocupar la presidencia del Concejo Cantonal de Guayaquil entre 1886 y 1888. Son relatos con información científica, pues en La semana de los tres jueves, su trama aborda una apuesta para desposar a una chica, que expone la medición del tiempo, con los desfases horarios por los meridianos.

Imaginando a Verne, también introduce a José Antonio Campos con La isla de los locos, La corrección de pruebas, y Amor de astrónomo.

Iván Rodrigo Mendizábal refiere que en esos textos se evidencia la influencia de Verne en un contexto local. “Verne es el referente porque es una literatura que circula por el mundo. Es un investigador, como viajero real e imaginario, pues estudia los hechos científicos de su tiempo y los proyecta a situaciones distintas”.

En ese sentido definió que si bien Verne no lo definiría como un escritor de literatura fantástica, sus historias son prospectivas. Y es ese el estilo que se inspiraron estos autores con sus publicaciones. Por lo que la compilación de 11 cuentos presenta a otros autores como Vicente Becerra, con El reloj mágico; Francisco Pablo Icaza, con Un viaje prometido; y Un viaje de prueba, de Alberto Arias Sánchez. Iván Rodrigo Mendizábal considera que la creación de literatura de ciencia ficción tiene relación con el desarrollo de los países.

Cita el caso de Argentina, México y Brasil, en la región. Imaginando a Verne se lanzó en agosto de este año, junto con la campaña de lectura Eugenio Espejo, liderada por el escritor Iván Egüez y su fundación.

“La idea es la popularización de la literatura en divesas capas de la sociedad ecuatoriana”, indicó Rodrigo Mendizábal. La compilación pretende destacar el aporte de estos autores del siglo XIX, cuyas obras abrazan la idea de la modernidad, y donde la ciencia y la tecnología tienen un rol importante para el desarrollo local.

Datos

Iván Rodrigo Mendizábal es doctor en Literatura Latinoamericana por la Universidad Andina Simón Bolívar – Ecuador. Magíster en Estudios de la Cultura por la Universidad Andina Simón Bolívar – Ecuador. 6 escritores de ciencia ficción se incluyen en la compilación literaria Imaginando a Verne, con relatos influenciados en el contexto local. Imaginando a Verne

La publicación presenta 11 cuentos diversos, influenciados por la literatura de Verne, y en donde se plantean relatos con información científica, en el contexto de la coyuntura de ese tiempo.

También podría gustarte