Chile: La reforma laboral pinochetista en escena

761

Pinochet, Merino, Mendoza y Matthei en obra de teatro que desentierra el Plan Laboral de 1979

 

Con diálogos textuales y seis personajes íconos, No tenemos que sacrificarnos por los que vendrán se transforma en un montaje de carácter histórico en un punto álgido de la discusión de la Reforma Laboral. Pinochet, Mendoza, Merino, Matthei y José Piñera son llevados a las tablas para reconstruir las reuniones sostenidas por la Junta Militar en 1979, acompañados de una secretaria que reúne a distintas personas que también participaron.

La frase que titula a la obra fue pronunciada por Augusto Pinochet el 25 de junio de 1979 durante una de las reuniones secretas que sostuvo la Junta militar con José Piñera y los ministros civiles de la dictadura. En ese marco se debatieron el conjunto de reformas que posteriormente se conocerían como el Plan Laboral. Leyes que hasta el día de hoy rigen la organización sindical y negociación colectiva de los trabajadores de Chile.

En 2012 la biblioteca del Congreso Nacional desclasificó «Las Actas N° 372-A», una transcripción detallada de todo lo que se dijo en los cinco días de reuniones en una oficina del Edificio Diego Portales, donde participaron 29 personas. A pesar de haberse destapado, es un hecho desconocido para la mayoría de la población, por lo que el Colectivo Zoológico lo rescató y transformó en su tercera creación teatral.

Constituido en su mayoría por diálogos textuales extraídos de las actas, la obra se conforma por diez momentos reales, a los que se agregan dos escenas ficticias y una basada en el Libro de la Revolución Laboral de José Piñera. En este documento el artífice de la Reforma Previsional relata cómo se gestó esta “hazaña histórica” y se transformó en la primera reforma neoliberal de tantas más.

“La obra es una reproducción realista pero a la vez pasada por el filtro de la actualidad, con una mirada también un poco delirante de lo que pasaba en esos años. El terror de lo que para ellos significaba el comunismo, la Guerra Fría. Hay dejos de sátira, de humor negro, pero es bien apegado a la realidad”, señala Nicolás Espinoza, director del montaje.

El Plan Laboral fue la primera de «Las siete modernizaciones» planificadas por los Chicago Boys como puerta de entrada al neoliberalismo. Aprobada en tiempo record, esta reforma constituyó un marco legal que regula la relación entre empresarios y trabajadores, entre jefes y empleados y que hasta el día de hoy es una de las más dramáticas herencias de la Dictadura Militar.

Hoy, en plena discusión de la Reforma Laboral, la obra reflexiona sobre cómo y dónde se piensa un país. Quiénes son los que realmente toman las decisiones y cuánto ha cambiado esto en los últimos 30 años. El Colectivo Zoológico se ha caracterizado por reflexionar sobre temas como el lugar del Hombre en la sociedad, confrontado a la política, al poder y al dinero, en los montajes “Conversaciones sobre el futuro” (2012) y “Un enemigo del pueblo” (2014).

“Hace rato que estamos trabajando con el poder y cómo se toman las decisiones en un país, un mecanismo que pone en conflicto la democracia. A nosotros nos pareció que este hecho histórico también reflejaba que en Chile al parecer hace mucho tiempo que las personas no están tomando las decisiones y hay un grupo de personas reducido que se hace cargo de ese tipo de temáticas tan importantes”, sostiene Nicolás Espinoza.

La obra se presentará desde el 17 de julio al 9 de agosto en Matucana 100.

El Mostrador

También podría gustarte