La cumbre de la CELAC incluyó en su documento final 3 declaraciones relacionadas con la cultural continental

1.059

La reunión cumbre de presidentes, vice presidentes y cancilleres de la CELAC (Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños) realizada en Quito, Ecuador el miércoles 27 de enero de 2016, emitió un documento final, la «Declaración de Quito», que incluyó tres capítulos dedicados a temas relacionados con la integración cultural.

Entre los 20 puntos que contiene la misma se incluyen la Declaración especial sobre centenario poeta Rubén Darío, la Declaración para la recuperación de bienes culturales y la Declaración de protección de migrantes de en América Latina y el Caribe.

El próximo día 6 de febrero se cumplirán 100 años del fallecimiento de Ruben Darío, en lo que se considera el centenario del gran poeta nicaragüense. En este sentido la CELAC ha decidido realizar de este modo un homenaje al máximo representante del modernismo literario de la región, que en su vida ha recorrido toda América Latina y el Caribe, habiendo vivido, escrito, participado de la vida social y cultural e influido en El Salvador, Chile y Argentina, entre otros países.

La declaración número 9, sobre la protección a los migrantes, destaca la importancia histórica de la migración internacional en el desarrollo de las naciones desde el punto de vista económico, político, social y cultural. En ese sentido no solo propone proteger al individuo migrante con marcos legales adecuados, sino fortalecer las sinergias entre la migración y el desarrollo a nivel regional. Los migrantes son víctimas de un marco legal que facilita a delincuentes la trata y explotación de personas, pero también de la incomprensión de funcionarios públicos respecto de lo que importan las poblaciones migrantes en la construcción de la identidad y cultura de cada nación.

En el caso de la declaración 25, sobre los bienes culturales, propone la instauración de políticas concretas para la identificación, el registro, y la restitución a los países de origen de los bienes culturales y arqueológicos. Estas políticas son fundamentales para permitir que las naciones recuperen elementos fundamentales en la constitución de la identidad y de las raíces históricas de nuestros pueblos.

Documentos originales sobre los migrantes y los bienes culturales

 

 

También podría gustarte