Se desarrolla en Cartagena de Indias, Colombia, el VIII Mercado Cultural del Caribe

1.173

P​​​​resentaciones de música y danza, encuentro de saberes indígenas y afros, programación infantil, Talleres, Conferencias y Paneles, Encuentro de Mercados Culturales, Ruedas de Negocios y Mesas de Gestión, hacen parte de la programación que se desarrollará en la ciudad amurallada y que cuenta con el apoyo del Ministerio de Cultura.

El VIII Mercado Cultural del Caribe se enmarca en el inicio del Decenio Internacional de los Afrodescendientes (2015- 2024) declarado por Naciones Unidas para reconocer la significativa contribución realizada por los afrodescendientes a nuestras sociedades y proponer medidas de inclusión.

Será además un encuentro preparatorio para MICSUR, el Mercado de las Industrias Culturales del Sur que se realizará en Colombia en 2016 y reunirá a las industrias creativas de Suramérica. También recibirá a los miembros de la Red Nacional de Mercados Culturales en un nuevo encuentro para articular acciones conjuntas a favor de las industrias culturales.

Este año continuará estimulando las reflexiones sobre cultura y desarrollo, y la generación de capacidades y oportunidades para los emprendimientos basados en activos culturales. Toda la programación es gratuita.

Participarán 28 agrupaciones de música y danza de todo el país en presentaciones promocionales o showcases, 80 grupos y organizaciones culturales asistirán a las ruedas de negocios y mesas de gestión, 40 conferencistas, talleristas y panelistas están programados en la franja académica y otros espacios formativos.

Además, 8 grupos compartirán en un encuentro de saberes afros e indígenas, 10 empresas culturales estarán en la Feria de bienes y servicios, y asistirán 60 programadores, directores de festivales y organizadores de eventos interesados en la oferta seleccionada, de Colombia, Francia, Estados Unidos, Venezuela, Jamaica, Trinidad y Tobago, Barbados, Puerto Rico, Surinam e Inglaterra.

Esta versión del Mercado Cultural del Caribe se hace posible por el patrocinio del Centro de Formación de la Cooperación Española CFCE, el Ministerio de Cultura, la Universidad Tecnológica de Bolívar y su Laboratorio de Investigación e Innovación en Cultura y Desarrollo L+iD, Usaid – ACDI / VOCA, Cámara de Comercio de Cartagena – Cartagena Emprende Cultura y Museo Histórico de Cartagena MUHCA.

También apoyan esta edición Idartes, Rbn & Co., Roadie Colombia, Indias Entertainment S.A.S., Corporación Cultural Congorocho, Generación Planeta, Fondo Mixto de la Guajira, Atabaques, Red de Mercados Culturales de Colombia, Artvi, Picosonic, Batámbora, Lompley, Caribnet, Off Tropic y Tu Cultura.

Publicado en Ministerio Cultura de Colombia

Irka Mateo llegó a Cartagena

Está en Cartagena, procedente de Nueva York, la cantante folclorista dominicana Irka Mateo, una de las invitadas al VIII Mercado Cultural del Caribe 2015, que se realiza en esta ciudad hasta el domingo.

En visita a El Universal Mateo contó que es una cantautora y arreglista dedicada a investigar las músicas raizales de su país y del gran Caribe, pero en especial todo lo que tiene que ver con la etnia taína.

De hecho, San Juan de la Maguana, la localidad dominicana donde nació, tiene tanta presencia taína que hasta su nombre es una de esas locuciones de uso aborigen.

Para los seguidores de su música, Irka Mateo cultiva la misma línea artística que han exhibido por el mundo cultoras de la talla de Mercedes Sosa, Totó la Mompoxina o Petrona Martínez.

Es decir, una suerte de repertorio folclórico interpretado a la medida de los grandes escenarios del planeta, pero sin excluir los sonidos contemporáneos y sin que los aires autóctonos pierdan su esencia.

Como investigadora, tienen en su haber un archivo de las músicas folclóricas de República Dominicana, del Caribe y el resto de América Latina, trabajo que le costó diez años apoyados por la Fundación Grammy.

A nivel discográfico dice estar al frente de la producción de un nuevo compacto titulado “Vamo’ a goza’”, donde la inspiración es la música de acordeón que investigó en su país.

“Ese disco -explica- comenzó como un homenaje a las músicas del acordeón dominicanas, pero al mudarme para Nueva York me impregné de los sonidos contemporáneos y las fui añadiendo a cada canción”.

Ya antes había publicado la producción “Anacaona”, que recibió elogios de la crítica especializada en América y Europa, quienes destacaron la incorporación de los aportes indígenas y afros a la música que se cultiva en la cuenca caribeña.

“Amo la música colombiana -afirma Irka-, sobre todo la del Caribe, porque tiene mucho que ver con la de mi país. Yo digo que colombianos y dominicanos somos primos por causa de la trietnia indígena, afro y europea”.

Publicado en El Universal
También podría gustarte